CINE PERSONALIDADES

Tim Burton, el rey de lo macabro y lo fantástico

Conocido por su estilo original, peculiar y oscuro, y por su imaginación desbordante que plasma en cada una de sus películas

Tim Burton es reconocido en la actualidad como uno de los mejores directores de Hollywood. Uno de los más originales, imaginativos y creativos, que consigue que sus películas tengan un aura caracterizadora que nada más darle al play sepas que es una obra suya. Y eso no lo consigue cualquier director, pero él, con mucho trabajo y esfuerzo se ha posicionado y ha sido capaz de crear su propio universo, un entorno cinematográfico que solo tiene él y que le identifica como profesional. Pero lo cierto es que no lo tuvo nada fácil para conseguir llegar donde está ahora.

Tum Burton nació en 1958 en Burbank (California). Era un apasionado del cine ya desde muy pequeño, cuando empezó a ver películas antiguas de Vincent Price, del que ahora habla como su actor favorito. También era un apasionado de la lectura y los cómics, sobre todo de las obras de Edgar Allan Poe, que le han inspirado en su trayectoria. A los 13 años ya empezó a mostrar su amor por el cine cuando realizó su primer corto animado junto a un grupo de amigos, The Island of Doctor Agor, basado en la novela The Island of Doctor Moreau de H. G. Wells de 1896. El cortometraje lo escribió y dirigió él mismo, y además dio vida al propio Agor, el personaje principal.

5 años después de grabar el que fue su primer corto, ingresó en el Instituto de Artes de California, con 18 años. Este centro fue fundado por el propio Walt Disney en 1961 como una escuela de aprendizaje para alumnos interesados por el cine y la animación. Cuando Burton se graduó en 1979, realizó su segundo corto, Stalk of the Celery Monster, por el que consiguió que le contrataran para trabajar en los estudios Disney como aprendiz de animación.

Stalk of the Celery Monster (1979)

Desde su ingreso en los estudios más famosos de animación del mundo, a comienzos de los años 80, su carrera comenzó a despegar. Su primer trabajo allí fue como animador en la película The Fox and the Hound, traducida al español como Tod y Toby, que fue la número 24 de Walt Disney Animation Studios. Pero la realidad es que sus bocetos fueron rechazados porque el propio Walt Disney no llegó a entenderlos. Aunque años más tarde reconoció que el talento de Burton “no fue aprovechado al máximo”.

Su primer trabajo como director de forma profesional fue en 1982 en el cortometraje Vincent, de cerca de 6 minutos de duración. Burton hizo una gran amistad con el encargado del desarrollo creativo de Disney, Tom Wilhite, que lo contrató para realizar esta adaptación del poema Vincent, que había escrito el propio Burton años antes como microrrelato para niños. Lo rodaron utilizando la técnica del stop-motion en blanco y negro, y fue proyectado únicamente en una sala de cine de Los Ángeles, pero debido a su gran éxito, consiguió llegar a diversos festivales de cine internacionales. La historia narra como un niño llamado Vincent, finge ser el conocido actor Vincent Price. Además su amor por los poemas de Allan Poe hacen que el niño se evada de la realidad, y acaba volviéndose loco porque piensa que está siendo torturado. Aunque Burton no lo ha confirmado, se piensa que la historia tiene partes de autobiografía sobre todo en el amor y admiración que él mismo sentía de pequeño por estos dos hombres.

Cortometraje Vincent (1982)
Fotograma de Frankenweenie

En 1984 estrenó su segundo cortometraje, Frankenweenie, de 35 minutos de duración y rodado también en blanco y negro. La historia es una parodia de la conocida novela Frankenstein de la escritora inglesa Mary Shelley, pero en esta versión narra como un niño trata de reanimar a su perro Sparky que ha sido atropellado. Para ello utilizará la electricidad en un experimento que ha aprendido en el colegio. El corto fue protagonizado por Barret Oliver, Daniel Stern y Shelley Duvall, y fue nominado al Premio Saturn en 1993, que son los premios que se entregan desde 1972 a películas de ciencia ficción, fantasía y terror. Aunque Burton consiguió cierto éxito con este corto, también le valió su despido de los estudios Disney por considerar la historia “demasiado terrorífica para sus audiencias más jóvenes”. Y es en este momento cuando Tim Burton comienza a trabajar como director y productor fuera de la gran empresa, y realiza su debut en 1985 con su primer largometraje, La gran aventura de Pee-Wee, protagonizada por Paul Reubens. Es una parodia de El ladrón de bicicletas de Vittorio de Sica, y narra de forma cómica la historia de Pee-Wee, al que le han robado su preciosa bicicleta roja que era la envidia de todo el barrio. Fue un éxito enorme, ya que contaba con un presupuesto de 7 millones de dólares y llegó a recaudar más de 40. Es también importante dentro de la carrera de Burton no solo porque le permitió despegar, si no porque fue la primera vez que trabajó junto a Danny Elfman, que luego se convertiría en su compositor de bandas sonoras por excelencia.

Beetlejuice (1988)

En 1988 dirigió la que es para mi una de sus mejores películas, Beetlejuice, protagonizada por Michael Keaton, Winona Ryder, Alec Baldwin y Geena Davis, y con la banda sonora en manos de Danny Elfman. Es una comedia de terror que junta también ciencia ficción y fantasía. Cuenta la historia de un matrimonio que tras morir en un accidente de tráfico, ya en el mundo de los fantasmas y los muertos, contratan los servicios de Beetlejuice. Este es un personaje muy exagerado, excéntrico e incluso bastante asqueroso, que hará la vida imposible a los nuevos inquilinos de la casa en la que vivía la pareja. Con esta película es cuando Burton consiguió establecerse definitivamente como director profesional, y se encaminó hacia un tipo de público más comercial cuando dirigió Batman (1989), donde volvió a trabajar con Michael Keaton, junto a Jack Nicholson, Kim Basinger y Robert Wuhl entre otros. La música también la compuso Danny Elfman, junto al guitarrista Steve Barket, y se convirtió en una banda sonora icónica desde el minuto 1. Además, Burton dirigió también la secuela, Batman Returns en 1992, que incluye a Michelle Pfeiffer, Danny Devito y Christopher Walken por mencionar algunos. En ambas producciones contó con un presupuesto extremadamente elevado, de 35 millones de dólares la primera (llegando a recaudar más de 411) y de casi 80 millones la segunda (recaudando casi 283), pero según cuenta el propio Burton, no fue una experiencia muy satisfactoria para él porque tuvo varias discusiones con los productores de las películas.

Tráiler Batman (1989)
Eduardo Manostijeras (1990)

Los años 90 fueron también un gran hito en su carrera. Comenzó en 1990 con el lanzamiento de Eduardo Manostijeras, una de sus obras más conocidas y considerada por fanáticos y críticos como una de las mejores hasta la fecha, donde trabajó por primera vez con Johnny Depp, con el que seguiría colaborando en un futuro hasta convertirse en uno de sus actores modelo, su mano derecha. Es una película romántica de fantasía considerada una especie de autobiografía del propio Burton que cuenta su infancia en los suburbios de California. Edward es un hombre fruto de la creación de un viejo inventor que le pone tijeras en vez de manos. El chico es acogido por una vendedora de cosméticos que le ofrece su casa y cuidar de él. Edward se enamora de su hija adolescente, Kim (Winona Ryder), que a pesar de su miedo inicial hacia él debido a sus manos, acabará por forjar una bonita relación. Además, aquí Burton presenta su estética tan caracterizadora y a la que ya nos tiene acostumbrados, que empezó a utilizar desde este momento. Fue nominada a un Óscar por Mejor Maquillaje, y ganó el Premio Saturn a Mejor Película de Fantasía en el año 1991.

Otro de sus grandes trabajos es Pesadilla antes de Navidad (1993). Su idea inicial era hacer un libro de poesía y dibujos para niños, e incluso el desarrollo de un cortometraje o un especial para televisión, pero más tarde prefirió llevarla a la gran pantalla, aunque no pudo dirigirla él mismo porque estaba trabajando en ese mismo momento en la producción de Batman Returns. Su director fue entonces Henry Selick, pero la idea original y el diseño del stop-motion son de Burton. El argumento narra la historia de Jack Skellington, un esqueleto que reina la Ciudad de Halloween. Un día tropieza a través de un mágico portal y de pronto se encuentra en la Ciudad de la Navidad, que le emociona y sobrecoge y decide llevar la fiesta a su ciudad, donde no es muy bien recogida la idea. Danny Elfman compuso, una vez más, la banda sonora, y además proporcionó su propia voz para las partes en las que Jack canta.

Tráiler oficial de Pesadilla antes de Navidad (1993)
Johnny Depp como Ed Wood

Su siguiente película fue Ed Wood (1995), donde un joven Johnny Depp interpreta a un director de cine conocido como “el peor de la historia”. Es una biografía satírica sobre la vida del cineasta Ed Wood Jr. que tenía mucha ilusión por trabajar y llevar sus historias al cine, pero carecía de talento y de financiación para llevarlas a cabo. Tim Burton la hizo en honor al cine de bajo presupuesto que él veía de pequeño. La película ganó el Óscar a Mejor Actor de reparto por Martin Landau y a Mejor Maquillaje. En esta película, Danny Elfman se separó por primera vez del director, después de 6 películas trabajando juntos, ya que Burton escogió a Howard Shore como compositor. Desde ese momento, su relación se volvió un poco tensa, aunque siguieron trabajando mano a mano, pero admitieron que tenían “diferencias creativas”.

En 1996 dirigió Mars Attacks!, donde se reunió nuevamente con Elfman, que ganó el premio Saturn por Mejor Música. Es una historia de ciencia ficción que narra en forma de parodia, las historias de fantasía típicas de los años 50 y las de ciencia ficción y desastres de los 70. Contó con un elenco de los más completo entre el que destaca Sarah Jessica Parker, Natalie Portman, Jack Nicholson, Glenn Close, Michael J. Fox o Pierce Brosnan. En el inicio la idea era contar con la técnica del stop-motion para presentar a los marcianos, pero finalmente decidieron realizar la animación por ordenador, debido a limitaciones presupuestarias. Su idea era hacer unos efectos especiales que fueran vistos como “falsos” y que parecieran baratos, para dar exactamente ese aspecto a la película, acercándose un poco a los de Beetlejuice. De hecho comenzaron a trabajar en la técnica del stop-motion donde el presupuesto ascendió a más de 100 millones de dólares, por lo que al final tuvieron que decantarse por contratar a una empresa dedicada a la animación por ordenador, la misma que trabajó en los efectos especiales de Jumanji, y así el presupuesto final bajó a los 80 millones. La película fue estrenada de la mano de Warner Bros, y aunque recibió críticas muy variadas de profesionales del sector, hoy es considerada una película de culto, que obtuvo además múltiples nominaciones a los premios Saturn y un Óscar a los Mejores Efectos Visuales.

Tráiler oficial de la película
Sleepy Hollow (1999)

En 1999 sacó Sleepy Hollow, una película de terror sobrenatural donde volvió a contar con Johnny Depp en el papel principal. El investigador neoyorquin Ichabon Crane viaja a la aldea holandesa que pone nombre a la cinta para descubrir lo que esconde la leyenda del jinete sin cabeza, que aterroriza a los habitantes, y ver que hay detrás de los asesinatos ocurridos en el misterioso pueblo. Una serie de decapitaciones que llevaran al policía de Nueva York a verse metido de lleno en una aventura paranormal, donde conocerá a Katrina Van Tassel (Christina Ricci), la hija de un matrimonio del pueblo, de la que se enamora nada más verla. La película fue muy bien recogida por los críticos, e incluso ganó un Óscar por Mejor Dirección Artística, y dos BAFTA por Mejor Vestuario y Diseño de Producción.

El planeta de los simios (2001)

Burton inició los años 2000 con el lanzamiento de El planeta de los simios (2001), que fue todo un éxito ya que recaudó 68 millones de dólares en su primer fin de semana de estreno, y un total de casi 363 millones. Fue un hito también en su carrera porque colaboró por primera vez con la actriz Helena Bonham Carter, que pasaría a formar parte de su reparto más relevante. La película es la sexta dentro de la franquicia compuesta por nueve producciones estadounidenses, dos series de televisión ya varios libros y cómics. La primera película, El planeta de los simios, fue dirigida por Franklin J. Schaffner en 1968, y la última, La guerra del planeta de los simios, fue estrenada en 2017 dirigida por Matt Reeves. La de Tim Burton narra un futuro planteado en el 2029 donde el astronauta Leo Davidson (Mark Wahlberg), aterriza forzosamente en un planeta habitado por simios donde los humanos son sus esclavos y están a su disposición. Allí conoce a una hembra de chimpancé, Ari (Helena Bonham Carter), que le ayuda a llevar a cabo una revolución.

Los siguientes años estuvieron llenos de éxitos para el director. Big Fish (2003), que iba a ser dirigida en un principio por Steven Spielberg, pero que abandonó el proyecto para centrarse en dirigir Atrápame si puedes (2002), se convirtió en un éxito de taquilla y recibió 4 nominaciones a los Globos de Oro y a un Óscar por la banda sonora de Elfman. Incluyó en su reparto a Bonham Carter junto a Ewan McGregor, Jessica Lange, Albert Finney y muchos otros. Se trata de un drama de fantasía basado en la novela de 1998 con el mismo nombre de Daniel Wallace. Narra como un hijo trata de reconciliarse con su padre cuando este está a punto de morir, y así pasar los últimos días junto a él, escuchando las historias que tiene que contarle sobre su juventud. Para ello, el chico se ve obligado a dejar atrás todos los rencores e introducirse en un mundo de ficción, separando la realidad de la fantasía, que su padre siempre acaba mezclando, fruto de la enfermedad que sufre.

Tráiler oficial de la película
Charlie y la fábrica de chocolate (2005)

Charlie y la fábrica de chocolate (2005) es una de sus producciones más conocidas, que recaudó solo en EEUU, más de 207 millones. De nuevo contó con el inigualable Johnny Depp como Willy Wonka, el dueño de una enorme fábrica de chocolate, y con Freddie Highmore como el dulce niño que gana un billete de oro para visitar la fábrica junto a su abuelo. El resto de personajes es también muy característico, incluyendo a todos los niños que van a la fábrica acompañados de sus padres: un alemán comilón al que el chocolate le gusta tanto que haría cualquier cosa por poder dar un sorbo de una taza rebosante (Philip Wiegratz), un obsesionado con los videojuegos que pasa horas delante del televisor alejado de la vida real (Jordan Fry), una niña pija y mimada a la que su padre le compra todo lo que quiere, y cuya última adquisición quiere que sea una de las ardillas de la fábrica (Julia Winter), y una joven amante del chicle que ha ganado varios concursos por estar meses masticando el mismo trozo (AnnaSophia Robb).

Ese mismo año lanzó además La novia cadáver, una película de dibujos animados que utiliza de nuevo el stop-motion para dar vida a los personajes, y que sigue su estética oscura más conocida. Depp le puso voz al personaje principal, Víctor, un joven que se enamora de Victoria, pero que se ve envuelto en un matrimonio inesperado y totalmente por equivocación con una mujer que ha muerto hace muchos años, a la que pone voz Bonham Carter. Se desarrolla en Inglaterra durante la época victoriana, y a través de números musicales muy llamativos, cuenta como Víctor, tras poner el anillo de bodas en el dedo de una mujer muerta, se ve envuelto en un compromiso que le lleva directo a visitar el mundo de los muertos, y por consecuencia intentar escapar de él para llevar a cabo su verdadera boda junto a Victoria.

Burton habló sobre el proceso de creación de la película comparándolo con el de Pesadilla antes de Navidad, y dijo: “La diferencia fue que yo había diseñado por completo, en mi mente era un paquete muy completo. Me sentí más cómodo con él (…) además tuve una gran co- director, Mike Johnson. Siento que nos complementamos bastante bien. Fue simplemente una película diferente, un proceso diferente”. Y habló también sobre el trabajo con Depp poniendo voz a Víctor: “Fue extraño porque estábamos haciendo al mismo tiempo la película de Charlie y la fábrica de chocolate. Él era Willy Wonka de día y Víctor de noche, por lo que podría haber sido un poco esquizofrénico para él, pero es genial. Lo tratamos como algo divertido y como un proceso creativo. Una vez más, esa es la alegría de trabajar con él. Está dispuesto a cualquier cosa. Siempre le agrega algo”.

Tráiler oficial de la película
Sweeney Todd : El barbero diabólico (2007)

En 2007 sacó Sweeney Todd: El barbero diabólico, la versión cinematográfica del musical con el mismo nombre del año 1979, que se estrenó en Broadway. Johnny Depp da vida a Benjamin Barker, un barbero londinense que tras perder a su mujer y a su hija, comienza a utilizar la cuchilla de afeitar con otros fines mucho más sangrientos. Cuenta además con la ayuda de la Srta. Lovett (Helena Bonham Carter), que se encarga de procesar los cadáveres en forma de pasteles de carne. Tim Burton ya se había planteado la idea de hacer esta versión en la gran pantalla desde que vio el musical en la década de los 80, cuando aún era estudiante, pero no fue hasta 2006 que pudo cumplir este sueño cuando la productora estadounidense, Dream Works le anunció su nombramiento como director tras el reemplazo de Sam Mendes.

En la década del 2010 también dirigió películas muy buenas que han saltado a la fama, como Alicia en el País de las Maravillas, que adapta la conocida novela infantil de Lewis Carroll del año 1865, y se inspira también en la película de dibujos animados de Disney de 1951. De nuevo el reparto destaca, ya que cuenta con Johnny Depp como el Sombrerero Loco, Helena Bonham Carter como la Reina de Corazones, Mia Wasikowska como Alicia y Anne Hathaway como la Reina Blanca. Este personaje fue una nueva incorporación fruto de Burton, ya que el personaje no existía ni en la película anterior ni en la novela original. Algo interesante es que el proyecto era muy complejo debido al detalle necesario en los efectos especiales, en los que el director trabajó mano a mano con Robert Stromberg, conocido por su trabajo en Avatar (2009) y Maléfica (2014). La postproducción se prolongó casi un año debido al peso en el diseño de los espacios y los personajes, completamente hechos, algunos, por ordenador. Prácticamente el 85-90% de la película está desarrollado con un chroma. La película ganó dos Óscar por Mejor Dirección de Arte y Mejor Diseño de Vestuario y fue además nonada a tres Globos de Oro por Mejor Actor de Comedia o Musical (Johnny Depp), Mejor Película de Comedia o Musical y Mejor Banda Sonora (Danny Elfman). El éxito fue tan grande que en 2016 se estrenó la segunda parte, Alicia a través del espejo.

Sombras tenebrosas salió en 2012, que sigue tanto la característica estética de Burton de la que tanto hemos hablado, como su reparto clave donde destacan Depp y Bonham Carter, al que en este caso añade a Chloe Grace Moretz, Michelle Pfeiffer y Eva Green. La historia se desarrolla en Inglaterra en el año 1752, y narra el terrible destino de Barnabas, un joven que tras enamorarse de una bella dama llamada Josette (Bella Heathcote), rompe el corazón de Angelique, una bruja que le condena al peor de los castigos: lo convierte en vampiro y además lo entierra vivo. Dos siglos después, en 1972, accidentalmente Barnabas es liberado de su tumba y se encuentra con un mundo completamente distinto, al que le va a costar acostumbrarse, y decide volver a su antigua mansión, ahora en ruinas.

Tráiler oficial de la película
Frankenweenie (2012)

Ese mismo año, Burton decidió rescatar su cortometraje Frankenweenie de 1984, y realizar un largometraje, el cual fue lanzado por Walt Disney Studios, algo interesante (y un tanto hipócrita) por el hecho de que Burton fue despedido de los estudios al lanzar el corto años antes. Utilizó la misma técnica del stop-motion y los personajes originales, a los que añadió nuevas incorporaciones. El remake fue nominado a un Globo de Oro por Mejor Película Animada y a un Óscar en la misma categoría.

En 2014 lanzó Big Eyes, una historia muy inspiradora, con una estética muy bonita, incluso un tanto romántica, que se aleja de lo que le suele caracterizar. Está basada en una historia real centrada en Margaret Keane (Amy Adams) y Walter Keane (Christoph Waltz), una pareja que tuvo un éxito enorme en los años 50 y 60 por sus cuadros que representaban a niños con lo ojos extremadamente grandes. Las obras las pintaba Margaret, pero las firmaba su marido, que se llevaba todo el mérito y cobraba millones. Cuando se divorciaron, ella por fin pudo contar toda la verdad, destapando años de mentiras obligada por su marido. En el inicio los protagonistas iban a ser Ryan Reynolds y Reese Witherspoon, pero finalmente esto cambió cuando Burton pasó a ser el director. La película tuvo un gran éxito y le valió a Amy Adams un Globo de Oro y un Premio Capri.

Tráiler oficial de la película
El hogar de Miss Peregrine para niños peculiares (2016)

El hogar de Miss Peregrine para niños peculiares (2016), es una película de fantasía y aventuras basada en la novela de Ransom Riggs, publicada en 2011, que narra la historia de Jacob (Asa Butterfield), que tras perder trágicamente a su abuelo, convence a sus padres para mudarse a la costa de Gales, guiado por las historias que su abuelo le contaba acerca de un hogar de niños especiales. Con esta película, Tim Burton nos vuelve a recordar no solo su esencia sino su enorme fuerza a la hora del diseño y la puesta en escena. Además él mismo cuenta que esta película tiene una parte de su infancia incluida, que encuentra un enorme símil con el personaje de Jacob y que cala muy hondo en la historia: “De pequeño yo era un niño muy introvertido (…). Tenía amigos, nunca me peleaba con nadie, pero realmente no los conservaba. Tengo la impresión de que la gente tenía la necesidad de dejarme en paz por alguna razón”.

Edd Osmond como Dumbo

Su último lanzamiento ha sido el pasado año 2019. Dumbo es un live action de la conocida película infantil de Disney. En este caso, Burton lo lleva a su terreno y hace una película mucho más adulta y dramática, que sin embargo, no ha sido tan exitosa como otros remakes de películas disney que se han hecho, como la de Aladdin, El rey león o La dama y el vagabundo, que tuvieron más recaudación en taquilla. Empezó a rodarse en 2017 en Inglaterra, utilizando para interpretar al elefante un traje verde que se puso el intérprete Edd Osmond, para que los actores pudiesen interactuar con él y tener una referencia a la hora de hacer los movimientos. La película recaudó 353 millones, cuando se estimaba que debía de haber conseguido más de 500 en todo el mundo para alcanzar un equilibrio en cuanto a su presupuesto.

Tráiler oficial de la película

Si quieres saber más sobre otro gran director, Wes Anderson, lee nuestro artículo y conoce todo lo que necesitas saber sobre él.

1 comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: